Cómo se presupuesta la reforma de una vivienda

Reforma de una vivienda

Si te interesa reformar tu casa, seguro que estás preguntando “cómo se presupuesta la reforma de una vivienda”.

Porque, aunque por Internet encontrarás numerosas estimaciones sobre el precio real de una reforma integral, son muchos pasos y entran en juego muchas variables diferentes. Así que, para empezar, veamos cómo se lleva a cabo:

Reforma de una vivienda: cómo se presupuesta

Para saber el precio total por la reforma de tu vivienda, necesitamos tener algunos datos básicos como los metros cuadrados, el estado, las partes a reformar, etc.

Y esto no es todo, porque la dirección de la vivienda es importante, ya que el precio no es igual en todas las provincias.

Por otro lado, también es importante tener en cuenta las necesidades de cada persona. Por ejemplo, frente a un piso antiguo, es muy probable que las estancias tengan que ser reformadas: baños, cocina, habitaciones, etc.

E incluso podría ser necesario cambiar la distribución para aprovechar mejor el espacio. Por lo que todos estos aspectos van a influir en el precio final de la reforma integral.

Relacionado: Qué es el pladur y por qué es una gran opción en tu reforma.

Debes tener en cuenta que la reforma, dependiendo de su magnitud, puede llevar semanas o meses.

Durante ese tiempo deberás vivir en otra vivienda, es decir, podría significar pagar un alquiler. Por lo que deberás tenerlo en cuenta junto con el presupuesto, para saber si se adapta a tu bolsillo.

Considera además que no todas las personas realizan una reforma integral cuando compran una vivienda vieja, ya que no siempre entra dentro de las posibilidades de cada familia.

Hay quienes deciden ir poco a poco, reformando estancias cada pocos años. Pero si haces todo de golpe podría salirte más económico.

Solicita siempre presupuesto

Lo mejor es que solicites presupuesto sobre la reforma integral de tu vivienda para que te hagas una idea de lo que te podría salir, precios con IVA incluidos, licencias, honorarios profesionales del arquitecto, etc. Es decir, el precio final.

De esta forma podrás separar una cantidad a mayores, a parte del precio de venta que te costaría la vivienda.

También es aconsejable que, cuando solicites el presupuesto, le pidas al profesional que te detalle todo lo que incluye y no incluye la reforma. De esta forma evitarás sustos y malentendidos.

Normalmente, se incluyen los distintos aspectos de fontanería, carpintería, pintura de las paredes, electricidad, etc.

¿De qué precios hablamos? Depende de los metros cuadrados y de la provincia.

¿Necesitas presupuesto o más información? ¡Contacta con nosotros!